Nace de la incomprensión de unos catorce años y va creciendo en la búsqueda de la significación mental.

domingo, 2 de julio de 2017

Lo correcto, lo que no me conviene


(Mi segunda colaboración con el blog http://www.contralascuerdasblog.es/)

He dejado de insistirle a la razón de que eres lo correcto.
Porque no lo eres.
Tampoco el hombre que me conviene, ni yo la mujer que te merece.
Y por algún motivo que escapa a las doctrinas del mundo entero,
tú y yo nos necesitamos de una manera ancestral.

No hablo de curar heridas, sino de sanar el alma.
Porque cuando tu aliento roza mis lunares,
mi sangre bombea más rápido y fuerte.
Como un caballo salvaje corriendo por el campo sin mirar atrás.

Eres esa libertad que enloquece mis neuronas.
Eres el primer sorbo de una copa de whisky solo, ardiéndome por la garganta.
Eres un sueño que me perturba por las noches, haciéndome creer que despertaría en un algún momento.
Eres la inquietud de un quinceañero en plena sacudida de hormonas.
Eres el sabor que se te queda en los labios tras haber saciado boca, en una noche llena de orgasmos.
Eres todo lo que no me esperaba tener.

Y aquí estás ahora.
Sentado en mi cama mirándome como si fuera magia.
Acariciando mi espalda desnuda, intentando descifrar mis cicatrices.

Yo miro por la ventana con las pestañas húmedas de tristeza.
Porque cuando la noche se encienda y el cigarro se consuma
cada uno tendrá que volver a la realidad que nos envuelve la vida.

He dejado de insistirle a la razón de que eres lo correcto,
porque lo correcto sería que no estuvieras con otra mujer.
Y que fueras solo mío.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Seguidores

Follow

TWITTER

INICIATIVA

INICIATIVA

Translate

Con la tecnología de Blogger.